9. jun., 2018

11 de junio Día Mundial del cáncer de próstata

Especialistas advierten la importancia del diagnóstico precoz

  • Se estima que en Latinoamérica 40% de los pacientes que hoy se diagnostican con cáncer de próstata ya se encuentran en etapa avanzada de la enfermedad, a pesar de que la evidencia demuestra que un chequeo prostático a tiempo disminuye la mortalidad a casi en 30%.1
  • Actualmente existen avances en su tratamiento que preservan durante mucho más tiempo la calidad de vida de los pacientes con metástasis.

El cáncer de próstata ocurre cuando las células de la próstata crecen con alteraciones en su estructura y se dividen más rápido de lo normal. La acumulación de estas células forma un tumor. Comparado con otros tipos de cáncer, el de próstata puede crecer más lentamente. En algunos pacientes, el cáncer de próstata puede crecer rápidamente y dispersarse (hacer metástasis), convirtiéndose en un tumor agresivo y potencialmente mortal.2

El cáncer de próstata es una enfermedad cada vez más frecuente en Panamá, con una incidencia de 39.4 por cada 100 mil hombres[i], y representa la principal causa de muerte por cáncer en la población masculina3.

En Latinoamérica, el 40% de los pacientes con cáncer de próstata hoy se diagnostican en etapas avanzadas de la enfermedad. “El estadio avanzado ocurre cuando las células malignas del cáncer de próstata se esparcen a otros órganos, principalmente los huesos y vísceras como el hígado, lo que se conoce como metástasis”, explica el Dr. Eric Pasco, Gerente Médico de Oncología para Janssen Centroamérica y Caribe.

Si bien no hay tratamientos que curen el cáncer de próstataactualmente existen grandes expectativas de la mano de nuevas terapias de bloqueo hormonal, mucho más efectivas, que permiten preservar la calidad de vida de los pacientes, evitar complicaciones y prolongar su vida. “Una de ellas es el acetato de abiraterona, una molécula que lleva el bloqueo hormonal a un nivel muy alto, logrando niveles de testosterona casi indetectables, para evitar que las células malignas se sigan reproduciendo”, indicó el Dr. Pasco.