6. jul., 2022

La pérdida de peso con cirugía bariátrica reduce el riesgo de desarrollar cáncer y muerte por cáncer

Un estudio de Cleveland Clinic muestra que, entre los adultos con obesidad, la pérdida de peso lograda con cirugía bariátrica está asociado con un riesgo 32% menor de desarrollar cáncer y un riesgo 48% menor de muerte relacionada con cáncer a comparación de adultos que no tuvieron la cirugía. El estudio está publicado en JAMA.

Según datos de la Encuesta Nacional de Salud (ENSPA) 2019-2021, el 60% o más de la población panameña presenta un grado de sobrepeso u obesidad. La obesidad incrementa el riesgo de contraer 13 tipos de cáncer, estos siendo el 40% de todos los cánceres diagnosticados todos los años en Estados Unidos, de acuerdo a la CDC.

Ali Aminian, M.D., autor principal del estudio y director del Instituto Bariátrico y Metabólico de Cleveland Clinic, menciona que actualmente la cirugía bariátrica es el método más efectivo para reducir la obesidad. "Los pacientes pueden perder del 20 al 40% de su peso corporal después de la cirugía, y la pérdida de peso puede mantenerse durante décadas. Los sorprendentes hallazgos de este estudio indican que cuanto mayor es la pérdida de peso, menor es el riesgo de cáncer", dijo el Dr. Aminian.

La investigación SPLENDID (Procedimientos Quirúrgicos y Efectividad a Largo Plazo en la Incidencia y Muerte de Enfermedades Neoplásicas) es un estudio de cohorte emparejado que incluyó a más de 30,000 pacientes de Cleveland Clinic. Un grupo de 5,053 pacientes adultos con obesidad que obtuvieron la cirugía bariátrica entre 2004 y 2017 fueron emparejados 1:5 a un grupo controlado de 25,265 pacientes que no se sometieron a cirugía por su obesidad.

Después de 10 años, 2.9% de los pacientes dentro del grupo que fue sometido a cirugía bariátrica y 4.9% de los pacientes del grupo no quirúrgico desarrollaron un cáncer relacionado con obesidad. La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer describe 13 tipos de cáncer asociados a obesidad como el cáncer de endometrio, el cáncer de mama posmenopáusico y los cánceres de colon, hígado, páncreas, ovario y tiroides.

Después de 10 años, 0.8% de esos pacientes del grupo quirúrgico y 1.4% del grupo no quirúrgico murieron por cáncer. Estos resultados indican que la cirugía bariátrica está asociada con un riesgo 48% menor de morir por cáncer.

Los investigadores notaron que los beneficios de la cirugía bariátrica se podía ver en una amplia gama de participantes del estudio, incluyendo mujeres y hombres, jóvenes y ancianos, y pacientes negros y blancos. Además, se vieron beneficios similares después de ambas operaciones de baipás gástrico y de manga gástrica.

“Según la Sociedad Estadounidense del Cáncer, la obesidad ocupa el segundo lugar después del tabaco como causa prevenible de cáncer en los Estados Unidos", dijo el autor principal del estudio, Steven Nissen, M.D., Director Académico del Instituto Cardíaco, Vascular y Torácico. “Este estudio proporciona la mejor evidencia posible sobre el valor de la pérdida de peso intencional para reducir el riesgo de cáncer y la mortalidad”.

Numerosos estudios han demostrado los beneficios de la cirugía bariátrica o de pérdida de peso en pacientes con obesidad. El estudio STAMPEDE de Cleveland Clinic demostró que siguiendo la cirugía bariátrica, la pérdida de peso significativa y el control de la diabetes tipo 2 perduran en el tiempo. El estudio SPLENDOR mostró que en pacientes con hígado graso, la cirugía bariátrica reduce el riesgo de progresión de la enfermedad del hígado y complicaciones serias del corazón.

El estudio SPLENDID añade resultados importantes a la literatura enfocada en vincular la obesidad y el cáncer. Debido a la creciente epidemia de obesidad en todo el mundo, estos resultados tienen implicaciones considerables para la salud pública.

Según la magnitud del beneficio mostrado en nuestro estudio, la cirugía para perder peso se puede considerar además de otras intervenciones que pueden ayudar a prevenir el cáncer y reducir la mortalidad”, dijo Jame Abraham, M.D., presidente del Departamento de Hematología y Oncología Médica de Cleveland Clinic. "Es necesario realizar más investigaciones para comprender los mecanismos subyacentes responsables de la reducción del riesgo de cáncer después de la cirugía bariátrica".