20. sep., 2020

Evalúan a dos familias que viven en extrema pobreza y con problemas de salud en Pesé

El departamento de Desarrollo Social del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot) de Herrera realizó la evaluación a dos familias residentes del distrito de Pesé, cuya condición de vida es extremadamente precaria.

Udsleryd Duarte, de 52 años,  vive en  la comunidad de Los Ángeles, en el corregimiento de Rincón Hondo, junto con su cónyuge Daniel Ríos, de 46 años y su hijo Wilfredo Gómez, de 22 años, en una vivienda de un solo cuarto con techo y paredes de zinc, sin ventanas, piso de tierra y usan letrina.

Su hijo Wilfredo sufre de retraso mental moderado y epilepsia, mientras que Duarte está en proceso de seguimiento neurológico debido a que ha enfrentado una decadencia física que le impide realizar las actividades de la vida diaria.

El sustento del hogar lo obtiene a través del trabajo que realiza Ríos como agricultor y  el beneficio del programa Ángel Guardián.

Mientras que en la comunidad de La Arenita,  en el corregimiento de Las Cabras, se evaluó a Manuel Vega, de 34 años, quien habita con su esposa Virginia Moreno, de 24 años  y sus dos hijos de 8 y 4 años. El menor nació con sindactilia en sus dos pies (fusión congénita o accidental de dos o más dedos entre sí).

La casa está levantada de techo y paredes de zinc, piso de tierra, tiene un solo cuarto, no cuentan con energía eléctrica y no hay donde hacer sus necesidades fisiológicas.

De acuerdo con el informe social, el adulto es vendedor ambulante y de esa manera lleva el sustento a su hogar.

Reynier Jiménez, director de la regional del Miviot en Herrera, dijo que las familias fueron evaluadas toda vez que la condición de vida de las mismas es bastante crítica y presentan cuadros de salud considerable, por lo que sus trámites se realizarán de inmediato, buscando una mejor calidad de vida.