13. mar., 2021

Nuestro futuro será verde, sin brechas de género e inclusivo, resalta Yazmín de Cortizo

La inclusión de la perspectiva de género en las estrategias energéticas, “particularmente en las renovables, y el empoderamiento de la mujer en las decisiones de este sector, tendrán un efecto multiplicador en el desarrollo de las áreas de acceso a la energía”, aseguró la Primera Dama de la República, Yasmín de Cortizo, durante la apertura del Conversatorio “Mujeres en la Transición Energética”.

A su vez añadió que “una gran cantidad de mujeres en las zonas sin acceso a electricidad ni a otros combustibles limpios, son frecuentemente las que toman las decisiones con respecto al uso de la energía primaria, con lo cual se convierten en actrices fundamentales de la agenda de transición energética del país”.

El evento contó con la participación del Secretario de Energía de Panamá, Jorge Rivera Staff quien destacó que “involucrar a las mujeres como agentes de cambio en las áreas donde el acceso a la electricidad es limitado, o aún se está expandiendo, es fundamental para alcanzar el 100 % de electrificación del país, y además contribuye a la sostenibilidad de las soluciones técnicas a implementar y mejora ampliamente la salud de los miembros de familias rurales”.
Por ello, parte de la estrategia de Gobierno es destacar los distintos roles que desempeñan las mujeres en la transición energética como agentes de transformación socioeconómica en sus comunidades.

Este conversatorio es el punto de partida del Programa Nexo: Mujer y Energía que desarrolla la Secretaria de Energía, fundamentado en los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas y en la Agenda 2030, y articula programas inclusivos para el desarrollo económico de nuestro país en los próximos años.

Para Kim Osborne, Secretaria Ejecutiva para el Desarrollo Integral de la OEA, como participante del encuentro afirmó que “la transformación digital se configura también como un elemento vertebrador de la cohesión territorial y social”. La conectividad plena del territorio permitirá reducir la brecha geográfica y de género, siendo una oportunidad extra para las mujeres jóvenes. La accesibilidad a los servicios públicos y oportunidades al conjunto de la sociedad, impulsará al sector empresarial y aumentará la productividad y la generación de empleo, añade.

El encuentro internacional contó con la participación magistral de Irene Giner-Reichl- Presidenta de la Red Global de Mujeres para la Transición Energética y Embajadora de Austria en Brasil y Suriname, quien destacó que “uno de los mayores retos con que se encuentran las mujeres en el sector energético es la necesidad de demostrar que tienen las capacidades y habilidades para llevar proyectos adelante”.

Con respecto a ello, la Coordinadora Adjunta de la Red de Mujeres en Energía Renovable y Eficiencia Energética de México (REMEREE), Alejandra Campos recalcó que por los altos requerimientos físicos que implica, que incluyen trabajo de campo constante en condiciones de riesgo, el sector energético es uno de los que tradicionalmente tienen menor participación de mujeres. “Lo anterior puede explicar la parte operativa, pero existe el reto de que en puestos directivos se logre una mayor inclusión prácticamente de uno a uno.”, explica.


De acuerdo con REDMEREE, existen pocos datos para la industria energética dentro de los países en vías de desarrollo en lo que respecta a paridad laboral, pero en países industrializados alrededor del 25% de la fuerza laboral se compone por mujeres.
De ahí, 40% ocupan puestos de nivel junior hacia abajo y sólo 22% están en puestos gerenciales o de manager y en los niveles directivos o de los consejos de las empresas o gobiernos sólo 16% son mujeres.

Durante el evento se realizó el panel “Oportunidades para la equidad de Género en la Transición Energética de Panamá” con la participación de Dayanara Salazar, Oficial del Programa de la Oficina Regional para América Latina, ONU Mujeres; Christine Lins, Directora Ejecutiva, Red Global de Mujeres para la Transición Energética (GWNET); Beatriz Reyes, Presidente, Red de Jóvenes por el Cambio Climático; Alejandra Campos, Coordinadora Adjunta de la Red de Mujeres en Energía Renovable y Eficiencia Energética de México (REMEREE), Mayteé Zambrano, Directora Ejecutiva de CEMCIT de la Universidad.

Tecnológica de Panamá, y asesora del Consejo Nacional de Transición Energética de Panamá y Jorge Rivera Staff, Secretario de Energía de Panamá. Durante sus aportes al panel, las expositoras envían un mensaje al unísono que como mujeres profesionales tenemos mucho que aportar en todos estos ámbitos, y somos nosotras las que tenemos que crear los espacios de cambio, pensando siempre en un mundo mejor para las generaciones presentes y futuras.

Estamos en un apasionante proceso de transformación del modelo productivo que incorpora el nuevo paradigma de la sostenibilidad ambiental, económica y social. Y las políticas planteadas para conseguir ese crecimiento sostenible e inclusivo están ya determinadas en la Agenda de Transición Energética que promueve la Secretaría Nacional de Energía.

La transición energética global y en Panamá ofrece una oportunidad sin precedentes para transformar el sector energético en todos los aspectos. La transición hacia un sistema justo, equitativo, de calidad, sostenible y a precios asequibles está generando toda una serie de beneficios sociales y económicos, incluyendo la creación de empleo. Es fundamental asegurarse de que las oportunidades que genera dicha transición sean accesibles para todos y que sus ventajas queden distribuidas de manera equitativa.