15. feb., 2022

HUMAN RIGHTS WATCH LANZA REPORTAJE SOBRE LAS LEYES DISCRIMINATORIAS

En un reportaje especial titulado “La Lucha por el matrimonio igualitario en Panamá”, la organización Human Rights Watch (Observatorio por los Derechos Humanos, en español) reitera que, según el derecho internacional de los derechos humanos, tratar arbitrariamente a las parejas del mismo sexo de manera diferente a las parejas de diferente sexto es ilegal, incluso con respecto al matrimonio.

Miles familias en Panamá han vivido años de inacción en el cumplimiento de las leyes que deben proteger sus derechos, sin discriminación. La investigación presenta emotivos testimonios de parejas que explican cómo el Estado les niega los beneficios de apoyo social que brindan las instituciones públicas, el derecho a asegurar a su pareja, la protección de su patrimonio y el derecho a institucionalizar su familia, entre otros temas.

“Estamos aquí y necesitamos que nuestra relación sea oficial y certificada… y necesitamos exactamente los mismos derechos que tiene cualquier pareja heterosexual. No quiero más derechos, no quiero menos derechos.  Sólo queremos los mismos”, fueron las palabras de Yami Garcés, panameña cuyo caso se mantiene esperando una resolución por parte de la Corte Suprema de Justicia.

El matrimonio civil para las parejas del mismo sexo ya es la ley en 31 países, incluyendo 8 países latinoamericanos (Argentina, Brasil, Uruguay, México, Colombia, Ecuador, Costa Rica y Chile).

En 2018, la Corte Interamericana de Derechos Humanos emitió la Opinión Consultiva OC-24/17 instruyendo a los 25 países signatarios -incluyendo Panamá- a extender el matrimonio civil a parejas del mismo sexo. Pero mientras países como Ecuador, Costa Rica y recientemente Chile se han movido rápidamente en el reconocimiento del matrimonio civil para todos, Panamá se ha quedado atrás.

Los testimonios de la investigación son un reflejo de la realidad de las parejas que han tenido que casarse por la vía civil fuera de Panamá, en países donde las leyes y las instituciones sí reconocen sus derechos y les brindan un trato digno. 

También se exponen los intensos procesos legales a los que se han enfrentado, entre ellos la decisión de la Corte Suprema de Justicia en 2021 de no admitir el amparo de garantías constitucionales presentado contra una resolución de la Dirección Nacional de Registro Civil del Tribunal Electoral que rechazó la inscripción del matrimonio González-Parra. “Esa negación fortalece la posición para ir en contra del Estado panameño en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por denegación de justicia en materia del respeto al matrimonio igualitario en Panamá”, enfatizó el abogado Carlos Ernesto González.

Iván Chanis Barahona, Presidente de Fundación Iguales también colaboró en la investigación exponiendo las iniciativas que se desarrollan para apoyar y visibilizar los derechos de las personas LGBT+ en nuestro país.

En 2020 Fundación Iguales lanzó la campaña Sí, Acepto como un movimiento de inclusión a los miles de personas LGBT+ en Panamá que buscan tener acceso a la figura del matrimonio civil en el país.  A partir de la campaña se ha logrado mayor aceptación y, más importante aún, una reducción de la discriminación hacia las personas gais y lesbianas.

En el estudio realizado en 2020, 4 de cada 10 panameños estaban de acuerdo con la legalización del matrimonio entre parejas del mismo sexo.  Para el 2021, este número subió a 5, lo que se traduce a 295,858 más ciudadanos apoyando el respeto a la diversidad. 

No sólo hay más personas a favor, también hay menos personas en contra, pues el estudio mostró una reducción del 11% en este segundo grupo.  Esto nos dice que Panamá se está moviendo a una sociedad más equitativa y respetuosa de la igualdad. 

“Abrir espacios de conversación con respeto, visibilizar historias reales dejando atrás los mitos y educar sobre el término ‘matrimonio civil’ han contribuido a un mejor entendimiento, por ende, mayor empatía hacia esta población y sus derechos. 

En Sí, Acepto vemos con mucho optimismo que organizaciones internacionales como Human Rights Watch se manifiesten sobre la situación de nuestro país, y esperamos que esto abra los ojos de Magistradas y Magistrados de la Corte Suprema de Justicia que tienen la decisión pausada, vulnerando los derechos de miles de familias en Panamá”, indica Ulises Guelfi, Director de la Campaña.

Vea el reportaje completo de Human Rights Watch aquí: https://www.hrw.org/es/news/2022/02/14/la-lucha-por-el-matrimonio-igualitario-en-panama