27. ago., 2020

Evalúan a ocho familias en Mariato por desborde de río Quebro y deslave en Las Minas

Siete familias, ubicadas en las cercanías del río Quebro, en el sur del distrito de Mariato, en la provincia de Veraguas, fueron evaluadas por las trabajadoras sociales y técnicos, para conocer si presentaban daños en las estructuras de las casas, luego de sufrieran inundaciones por las lluvias.

En las inspecciones del equipo del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot) se comprobó que hubo introducción de agua, sin afectaciones estructurales a las residencias localizadas en la comunidad rural de Loma de Quebro, en el corregimiento de Quebro, que en su mayoría tuvieron pérdidas de los colchones.

El informe indica que las familias, que utilizan letrinas y cuentan con sus servicios básicos de agua potable y energía eléctrica, deben ser reubicadas, con la disposición de un terreno y la presentación de la documentación.

El Miviot levantó expediente social a María Isabel Villarreal, de 62 años, quien habita con su esposo Publio Marín, un adulto con discapacidad producto de un accidente cerebrovascular; y Kenia Marín, quien vive con su esposo Carlos Ramos, que se dedica a la pesca y sus cuatro hijos. En este último caso se detalla que disponen de un terreno en Ponuga, donde se les puede reubicar.

Los terceros evaluados son Kenia Marín Gómez, de 48 años y su esposo Julián Rodríguez, un jornalero de 38 años, que sufre de presión alta y está medicado. La casa está dividida en tres cuartos y no tienen un terreno alterno en un sitio seguro.

Igualmente se inspeccionaron los hogares de María Isabel Reina, quien vive con su actual pareja Faustino Pimentel y su hijo adolescente Isaac Rodríguez; Yaribeth Ramos, su esposo Jorge Rodríguez, que acaba de iniciar labores de agente de seguridad y sus dos hijos; y Zoraida Vásquez, quien habita con tres hijos y una nieta. Esta última adulta de 40 años dispone de terreno para reubicarla en una comunidad llamada Filipinas.

Y finalmente, se atendió a Velkis Camarena, una adulta que ocupa su residencia con su cónyuge y cuatro hijos, pero no cuentan con terreno para trasladarlos a otro sitio.

En el distrito de Las Minas, en la provincia de Herrera, la familia de Edita Ojo Castro, de 35 años, fue afectada por un desprendimiento de tierra en horas de la noche del martes, debido al mal tiempo.

La perjudicada vive desde hace más de tres lustros en el lugar, acompañada de sus tres hijos: los adolescentes Erika Ávila y Carlos Noriega, además el menor de 8 años Abdiel Castro, en la Barriada Los Pinos, en el corregimiento de Las Minas Cabecera.

En la inspección, se encontró que la residencia, de paredes de bloque sin repello, piso deteriorado y techo de zinc, está junto a un barranco, y al desprenderse la tierra fue a parar al hogar, sin embargo, no hubo daños estructurales.

Según las evaluaciones del departamento de Desarrollo Social, el terreno que ocupa la vivienda es declarado como municipal, debido a que es un área de riesgo, por lo que se evaluará las alternativas de respuesta que se le pueda brindar.